DEFENSORÍA DE LOS DERECHOS
HUMANOS DEL PUEBLO DE OAXACA

Fecha y hora de impresión: 25-11-2017 | 01:37:01 horas


Pide obispo Raúl Vera a víctimas de Nochixtlán permanecer firmes en defensa de sus derechos humanos
Boletín 090 | 2017-11-04



“Ustedes son un referente de dignidad al enfrentarse al gobierno mexicano, no nos dejen solos, son un ícono, que no se apague esa llama de esperanza”, manifestó el 3 de noviembre último el obispo Raúl Vera Lima en el encuentro que sostuvo con víctimas de la agresión policial ocurrida en la ciudad de Asunción Nochixtlán el 19 de junio del año pasado.



Al visitar Nochixtlán para reunirse con residentes en esa ciudad que fueron víctimas de la agresión policial en 2016, el también defensor de derechos humanos calificó lo ocurrido en esa ocasión como “un acto terrorista del gobierno criminal”.



Al celebrar una ceremonia religiosa para las víctimas fatales y lesionadas de los lamentables hechos del 19 de junio de 2016, el obispo de Saltillo y defensor de derechos humanos en todo el país dijo a las víctimas de esa ciudad mixteca que “la estrategia política [aplicada por el gobierno] es la violencia para infundir miedo, nos quedemos paralizados y pensemos que tienen todo el poder y que podrán hacer todo lo que se les ocurra de manera desvergonzada y cínica”.



El defensor católico de derechos humanos denunció que, con actos como los de Nochixtlán, Iguala y otras violaciones a derechos humanos, las autoridades nacionales “están creando estructuras salvajes, con lujo de violencia, para que veamos los demás mexicanos cómo tratan a los rebeldes frente a sus planes de empoderamiento de todo”.



En esta estrategia, advirtió el obispo Vera López, el gobierno ha empleado al Ejército, a la Marina, a la Policía Federal y a las policías estatales y municipales, pero lo más preocupante es que ahora recurre inclusive a los sicarios del narcotráfico.



Tras garantizar a los feligreses de Nochixtlán que los autores intelectuales y materiales de los sucesos de violencia no escaparan al juicio de Dios, convocó a quienes fueron víctimas de la agresión el 19 de junio del años pasado a mantener su reclamo de justicia y verdad, pues “si nos acobardamos, no estamos haciendo nada, tenemos la inteligencia y el tiempo para llegar a la justicia y la verdad, y así la historia deje en la vergüenza a esos criminales”.



Tras concluir su encuentro con las víctimas residentes en Nochixtlán, el obispo Vera López acudió a la capital oaxaqueña a reunirse, en la sede de la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca, con las víctimas de la misma agresión policial del 19 de junio que residen en Tlaxiaco.



En la sede de la Defensoría, el defensor católico de derechos humanos pidió a las víctimas de la agresión mantenerse unidas en su reclamo de justicia y verdad para que las autoridades se vean obligadas a reparar los daños que causaron con el operativo policial fallido el 19 de junio de 2016 en Nochixtlán, el cual causó víctimas en esa ciudad y en varias poblaciones de la región.